El MITECO (última denominación del tradicional ministerio de medio ambiente) actualizó los factores de emisión para el año 2021 necesarios para realizar el cálculo de la huella de carbono de las organizaciones. El ministerio cuenta con un extenso catálogo de factores de emisión oficiales para combustibles, vehículos, gases refrigerantes y electricidad, los cuales se actualizan cada año.

La novedad más destacable es la ampliación de los factores de emisión para el cálculo de las emisiones de gases de efecto invernadero por separado para el CO2, el CH4 y el N2O. Antes estos factores solamente servían para calcular kg de CO2 equivalente. Con esta nueva actualización podrás calcular tus emisiones directas para cada uno de estos tres gases de efecto invernadero.

La mayor ventaja es el cumplimiento de los requisitos de estándares oficiales como la norma internacional ISO 14064:2019 y el GHG protocol. Dichos estándares especifican el reporte de los gases de efecto invernadero por separado en el informe. El cumplimiento de los requisitos especificados por un estándar de cálculo es necesario de cara a verificaciones externas de tercera parte ya que la verificación se basa en estándares oficiales

La última actualización incluye los factores de emisión para transporte por carretera especificando tipo de vehículo y combustible utilizado, por ejemplo, turismos de diésel o gasolina y de igual manera para furgones y furgonetas, motocicletas, camiones y autobuses.

Factores de emisión en huella de carbono

Relacionado con las emisiones directas (alcance 1) asociadas a los vehículos, los factores publicados este año incluyen también factores de emisión para el cálculo de las emisiones asociadas al transporte ferroviario, marítimo y aéreo.

La última novedad relacionada con factores de emisión es la inclusión de factores de emisión específicos para el cálculo de las emisiones provocadas por la maquinaria agrícola, forestal y/o comercial. Los factores de emisión han sido actualizados en base al quinto informe del IPCC.

En cuanto al contenido de la herramienta, se incluye un apartado específico para el cálculo de las emisiones de proceso. Un ejemplo de emisiones de proceso son las derivadas del uso de fertilizantes o las generadas por el ganado.

El Ministerio para la Transición Ecológica y el Reto Demográfico dentro de su oficina de cambio climático dispone del Registro de huella de carbono, compensación y proyectos de absorción de dióxido de carbono. En dicho registro se inscriben los cálculos de huella de carbono de aquellas empresas que quieran demostrar sus esfuerzos y compromiso con el medio ambiente a través de la obtención del sello oficial.